Se produjo un error en este gadget.

10 octubre 2005

STEVE CARRELL

Después de casi dos décadas de hacer de partenaire, del tipo que entra, consigue unas risas y se aparta para no interferir, a Steve Carell le parece gracioso que su rostro, de aspecto beatífico y a la vez de loco, esté en afiches por toda la ciudad: que haya rumores de que sería el próximo villano de Batman; y que los programas de TV y las revistas quieran hablarle. "Es un poco extraño", dice. Carell aportó la idea, fue coguionista y es el actor principal de la comedia Virgen a los 40 años

"Nunca pensé que alguna vez figuraría en una película, menos todavía en un rol principal —dice, con un verdadero tono de desconcierto—. Siempre pensé que si alguna vez podía figurar en una comedia, tal vez como el vecino loco, ya sería increíble."

"Todo esto es muy halagador, divertido y emocionante —agrega—. Pero no dejo de pensar que ya no puede haber nada mejor que esto. Es como si toda esa publicidad trajera una melancolía incorporada: A partir de aquí, todo es cuesta abajo."

El estudio Universal piensa que el público adulto joven que vio Los rompebodas y El reportero (en la que se veía a Carell como el bobo que da el pronóstico del tiempo, Brick Tamland) convertirá a Virgen... en un éxito.

Pero más allá de esto, Carell volverá para hacer una segunda temporada de la versión americana de la serie británica The Office en la NBC; la primera temporada del programa, que fuera alabado por la crítica, salió ya en DVD. A continuación está en danza una remake en la pantalla grande de la serie de espionaje de 1960 El Super Agente 86.

Si Carell surge como un preciado cómico que compite por papeles con actores de la talla de Ben Stiller, Vince Vaughan, Will Ferrell, sin duda que gran parte de su éxito se lo debe al cachet que proviene de sus cuatro años en el reparto del programa televisivo de humor The Daily Show, en donde puso a punto el impasible conductor olvidadizo que hizo en Todopoderoso, donde eclipsó a Jim Carrey.

El éxito de Carrell no es más que el último ejemplo de cuánto se ha expandido The Daily Showbloggers y cómicos stand up, sino también grandes operaciones comerciales que buscan un éxito similar en escenarios más amplios, como America: The BookThe New York Times.

A mediados de octubre, Stephen Colbert, el extrainformado sabelotodo de The Daily Show, hará su debut solo en otra comedia, The Colbert Report. Y parece que lo seguirán varios más. Como con Saturday Night Live, los ejecutivos del cine están buscando estrellas potenciales en The Daily Show.

"The Daily Show te legitima —dice Carell—. Es que el programa es tan inteligente y está tan bien escrito, y Stewart está tan compenetrado en su juego que, nada más que por asociación, creo que la gente piensa que uno es mejor de lo que es." como marca comercial. Su conductor, Jon Stewart, ascendió hace mucho tiempo de comediante a crítico social. Pero en el último año, el humor que lo catapultó dio luz a una nueva generación de descendientes: no sólo un éxito que se mantuvo 44 semanas en la lista de best-sellers del del The New York Times.

A mediados de octubre, Stephen Colbert, el extrainformado sabelotodo de The Daily Show, hará su debut solo en otra comedia, The Colbert Report. Y parece que lo seguirán varios más. Como con Saturday Night Live, los ejecutivos del cine están buscando estrellas potenciales en The Daily Show.

"The Daily Show te legitima —dice Carell—. Es que el programa es tan inteligente y está tan bien escrito, y Stewart está tan compenetrado en su juego que, nada más que por asociación, creo que la gente piensa que uno es mejor de lo que es."